Tipos y Tamaños de Botellas y Copas de Vino

Pocos de nosotros realmente sabemos por qué una botella de vino contiene 750 ml, ¿cierto?. Responder esta pregunta, parece necesitar alguna aclaración así como una guía. Además, hay momentos en la vida en los que 750 mililitros puede parecer mucho, o no suficiente para la ocasión. Aprende sobre los distintos formatos de botellas y sus intrigantes nombres.

Botella Estándar (750ml)

En realidad, se desconoce exactamente por qué hoy en día las botellas de vino contienen 750 mililitros de líquido. Sin embargo, una cosa es segura: se ha convertido en el estándar mundial.

Una breve historia ayuda a comprender como se ha llegado a ello. Las botellas de vino de vidrio no llegaron a ser comunes hasta el siglo XIX. Hasta entonces, el vino se transportaba a granel en ánforas o contenedores de madera como barriles.

Cuando las botellas de vidrio se volvieron populares, sorprende descubrir que tanto Europa continental como Gran Bretaña utilizaban envases de vidrio de similar tamaño. Los británicos tenían un tamaño oficial de contenedor de vidrio de una quinta parte de su Galón Imperial (Reino Unido) de unos 900 ml, mientras que otras botellas europeas oscilaban entre 700 ml y 800 ml. Los Estados Unidos adoptaron oficialmente la botella de 750 ml como estándar en 1979, como una métrica equivalente a la quinta de un galón estadounidense (757 ml).

Las teorías más comunes sobre por qué en los inicios de la botella de vidrio se adoptaron tamaños que contiene menos de un litro de líquido son:

  • Era la capacidad que podía dar forma en un golpe constante un soplador de vidrio medio.
  • Parecía ser la cantidad de vino adecuada para un hombre durante una comida.

Hoy en día en Europa solo a un pequeño número de regiones se les permite utilizar otro tamaño de botellas, una excepción poco común a la ley Europea. La forma típica de la botella Clavecin de la zona vinícola Jura es una de ellas, conteniendo 0.62 litros.

 

Botellas Pequeñas

Hay momentos en la vida en los que una botella estándar de 750 ml es simplemente demasiado. Cuando estás en un restaurante y necesitas conducir después, en casa solo un día entre semana, o atrapado en el estrecho asiento de un avión, a veces, descorchar una botella puede ser un desperdicio. A nadie le gusta ver como el vino se oxida en el fondo de la botella o como un camarero la tira por el fregadero.

Por este motivo, algunas botellas vienen en un formato más pequeño. Hay dos formatos disponibles, en fracciones del volumen de una botella estándar:

O Un cuarto de botella estándar o 187.5 ml

Conocidas como Cuarto de botella o Piccolo (palabra italiana para pequeño), estas botellas pequeñas se utilizan principalmente para cantidades individuales de Champagne y otros vinos espumosos como el Prosecco. son populares en lugares con mucha gente como aviones, estadios o discotecas. A veces se les conoce como Split, Pony, o Snipe.

La mitad de una botella standard o 375 ml

Conocida como Media botella o Demi (palabra francesa para mitad), estas botellas contienen aproximadamente dos vasos de vino. Una alternativa a los vinos por copa en un restaurante. En Francia es conocida también como Fillette que significa niña pequeña.

Muchas medias botellas utilizan corcho en vez de tapón de rosca, lo cual permite el placer de escuchar el sonido del descorche. Pero cuidado; el vino envejece más rápido en botellas pequeñas. Por lo tanto estas botellas no están destinadas a envejecer en bodega durante mucho tiempo, aunque puedan contener vinos de cierta edad.

 

Magnum (1.5L)

La botella de vino Magnum contiene el equivalente a dos botellas de vino estándar de 750 ml (enlace a la página de la botella de vino estándar), o 1.5 litros de líquido.

Es ciertamente la más popular de los formatos grandes, y probablemente el único de los cuales cuyo nombre no cambia independientemente de la región. Tanto Borgoña, Burdeos, o Champagne se refieren a la botella de 1.5L como Magnum.

Es también el único formato grande que no lleva el nombre de un rey bíblico o una figura histórica. El nombre tiene su origen en la palabra latina Magnus, que significa grande. De hecho, el término Magnum es comúnmente utilizado por algunas marcas para sugerir que su producto es más grande que otros, como para ciertos helados o armas.

Debido a los dos motivos mencionados anteriormente, ¡Magnum es el único nombre de botella de vino grande que la mayoría de nosotros realmente logra recordar correctamente!

Más allá de lo útil que resulta tener más vino es una sola botella, es conveniente saber que el vino envejece más lentamente en una botella Magnum que en una botella de vino estándar. Esto se debe a que, en relación con la cantidad de vino en el envase, entra menos oxígeno en la botella, por lo que el proceso de envejecimiento del vino es más lento.

Un vino añejo del mismo año, en general, se apreciará más fresco y afrutado en una botella Magnum que en una estándar. Más allá de ofrecer una mayor cantidad para compartir, este es otro motivo por el que coleccionistas y conocedores se emocionan cuando se abre un Magnum..

Debido a la relativa rareza de este formato, generalmente pagarás por una Magnum más del doble del precio de una botella estándar.

 

Doble-Magnum / Jeroboam (3L)

Tal como sugiere el nombre, Doble-Magnum es el equivalente a dos botellas Magnum, y contiene 3 litros de líquido.

Si has leído la página sobre Magnum, ya habrás calculado que es el equivalente a 4 botellas de vino estándar de 750 ml, y llena unos 20 vasos de vino.

En la región francesa de Champagne, una botella Doble-Magnum se llama Jeroboam, el nombre del primer Rey del Reino del Norte de Israel, que gobernó durante 22 años a finales del siglo X.

Como en todas las botellas de vino de gran tamaño, los vinos envejecen más lentamente en una Doble-Magnum, generalmente conservando los aromas más frescos durante un periodo de tiempo más largo ya que entra menos oxígeno a través del corcho en la botella, en relación al volumen de vino.

Las botellas de vino Doble-Magnum y botellas de Champagne Jeroboam son relativamente poco frecuentes, definitivamente más que las botellas Magnum. Generalmente se rellenan a mano en cantidades limitadas.

Debido a la rareza de su formato, normalmente, por una Doble-Magnum pagarás más del doble del precio de una botella Magnum, y más de cuatro veces el precio que una botella estándar.

 

Rehoboam / Jeroboam (4.5L)

Rehoboam es una botella de vino de gran formato que contiene 4.5 litros de líquido.

Es suficiente para llenar 30 vasos de vino, y es equivalente a 6 botellas estándar de 750 ml.

Este tamaño de botella se conoce erróneamente como Jeroboam en Burdeos mientras que en Champagne Jeroboam contiene 3 litros.

Rehoboam era un Rey Israelí, hijo del Rey Salomón. El nombre significa “el que agranda al pueblo,” y probablemente explica por qué se utiliza para estas botellas de vino de generoso tamaño.

El formato de cuatro litros y medio es poco común. Por lo general se rellenan a mano en cantidades muy limitadas, y solo en las mejores zonas, cuyos clientes pueden permitirse el precio. Debido a su rareza, por una Rehoboam normalmente pagarás más de seis veces el precio de una botella estándar.

Como en todas las botellas de vino de gran tamaño, el vino envejece más lentamente que en una botella de menos tamaño, generalmente conservando los aromas más frescos durante un periodo de tiempo más largo ya que entra menos oxígeno a través del corcho en la botella, en relación al volumen de vino.

 

Imperial / Matusalén (6L)

Imperial o Matusalén es una botella de vino de gran tamaño que contiene 6 litros de líquido.

Esto es suficiente para llenar 40 vasos de vino, y equivale a 8 botellas estándar de 750 ml.

Confusamente, el nombre Imperial se utiliza en la Región de Burdeos, mientras que en Champagne, Borgoña y otras regiones vinícolas se conoce como Matusalén.

Mientras que el término Imperial probablemente se refiere a la grandeza pasada del Imperio Francés, Matusalén era un Rey israelí, el abuelo de Noé. La Biblia Hebrea cuenta que fue el nombre más longevo de la historia, alcanzando los 969 años.

Como en todas las botellas de vino de gran tamaño, el vino envejece más lentamente que en una botella de menos tamaño, generalmente conservando los aromas más frescos durante un periodo de tiempo más largo ya que entra menos oxígeno a través del corcho en la botella, en relación al volumen de vino.

El formato de seis litros es poco común. Por lo general se rellenan a mano en cantidades muy limitadas, y solo en las mejores regiones, cuyos clientes pueden permitirse el precio. Debido a su rareza, por una Imperial/Matusalén normalmente pagarás más de ocho veces el precio de una botella estándar.

 

Salmanazar (9L)

Salmanazar es una botella de vino de gran tamaño que contiene 9 litros de (normalmente de alta gama) bebida.

Esto es suficiente para llenar 60 vasos de vino, y equivale a 12 botellas estándar de 750 ml.

Inusual para formatos grandes, el término es consistente en toda Francia para referirse a este tamaño de botella de 9 litros. Se utiliza de forma similar en Burdeos, Borgoña, o para los envases de Vino espumoso de Champagne.

Salmanazar era un antiguo rey de Siria que no parece haber sido recordado en la historia por ningún hecho destacado que pudiese explicarse fácilmente aquí.

El formato de nueve litros es poco común. Por lo general se rellenan a mano en cantidades muy limitadas, y solo en las mejores regiones, cuyos clientes son lo suficientemente generosos como para compartir su vino a este nivel. Debido a su rareza, por una Salmanazar normalmente pagarás más de doce veces el precio de una botella estándar.

Como en todas las botellas de vino de gran tamaño, el vino envejece más lentamente que en una botella de menos tamaño. Generalmente conserva los aromas más frescos durante un periodo de tiempo más largo ya que entra menos oxígeno a través del corcho en la botella, en relación al volumen de vino.

 

Botellas de gran tamaño

Parece que no hay límite a lo grande que puede ser una botella de vino.

Tan grandes como pueden ser, a las botellas de gran tamaño se les ha nombrado frecuentemente tras el nombre de un Rey Bíblico o figura histórica.

Los nombres de las botellas de gran tamaño incluyen:

Baltasar, que contiene 12 litros de vino o el equivalente a 16 botellas estándar de 750 ml. Recibe su nombre por uno de los Tres Reyes Magos que trajeron regalos en la Natividad de Jesús.

Nabucodonosor, lleva el nombre de un famoso Rey de Babilonia, contiene 15 litros de vino o el equivalente a 20 botellas estándar de 750 ml.

Melchor fue otro de los Tres Reyes Magos que trajeron regalos a Jesús. La botella de gran tamaño que recibe este nombre contiene 18 litros de vino o el equivalente a 24 botellas estándar de 750 ml.

Si tienes la suerte de moverte en círculos de élite en el mundo del vino, puedes encontrar botellas incluso más grandes de extrema rareza, normalmente llenas de vinos espumosos de Champagne.

Estos podrían incluir un Primat (27 litros o 36 botellas estándar) o un Melchizédec (30 litros o 40 botellas estándar). El Champagne de Maison Drappier es uno de los más consistentes en producir formatos tan enormes.

Sin duda, deseamos que tengas la oportunidad de compartir estas rarezas con muchos amigos amantes del vino, obviamente.

Estas botellas de gran tamaño se rellenan a mano en cantidades muy limitadas, solo en las principales regiones del mundo, y tienen un precio muy elevado.

el autor Julien es el fundador de Social Vignerons, ganador del 2015 Best New Wine Blog de los Wine Blog Awards.

 

 TIPOS DE BOTELLAS Y COPAS DE VINO MÁS COMUNES

Existen muchas clases de botellas y copas que según su capacidad o forma se usan para unos vinos u otros. En esta entrada vamos a conocer las más comunes.

TIPOS DE BOTELLAS:

Empezaremos definiendo la palabra botella como “vasija de cristal, vidrio, barro cocido u otro material, con el cuello estrecho, que sirve para contener líquidos”, definición que nos proporciona la R.A.E. (Real Academia Española). Proviene del término de la antigua Roma “ampulla” y se usaba para designar los recipientes donde se contenían los líquidos. Hasta el siglo XVII no se usaron las botellas de cristal que hoy conocemos, hasta entonces se usaban otros materiales como el barro (ánforas), pieles de animales y madera.

Hay cierta variedad en su forma y tamaños, tomando sus nombres de sus ciudades de origen en su mayoría.

 

  • Botella Bordelesa: es la botella más común. Su nombre procede de Burdeos de donde es originaria. Es cilíndrica, alta y con los hombros marcados. Puede ponerse en posición horizontal sin problemas.

 

  • Botella Borgoña: Diseño de botella más antiguo que se conoce. Da nombre a la ciudad de procedencia, Borgoña. Es cilíndrica y      ancha y sus hombros están en pendiente.

 

  • Botella Rhin: originaria de la zona del río Rhin (Alemania). Fusiona estilos de las dos anteriores, siendo más estilizada con unos hombros muy caídos. Suele usarse para vinos blancos.

 

  • Botella Cava o Champagne: parecida a la botella borgoñesa. Ésta presenta unas paredes más gruesas para soportar la presión (burbujas) de los vinos espumosos.

 

  • Botella Franconia: toma nombre de la denominación de una comarca vinícola de Alemania. Botella de forma aplanada y contorno más redondeado del habitual.

 

  • Botella Jerezana: botella de aportación española. Es similar      a la bordelesa, aunque tiene el cuello más largo que la bordelesa. Tiene      la peculiaridad de tener dos anchuras en su cuerpo con un abombamiento cerca del cuello y unos hombros muy marcados.

 

TIPOS DE COPAS DE VINO:

Existen más de 20 tipos de copas, incluso hay copas específicas para varietales concretas. A la hora de tomar vino la copa debe ser de cristal, fina, lisa y lo suficientemente grande para que el vino se oxigene bien. A continuación os describimos las copas más habituales:

  • Copa Burdeos. Para vinos tintos. Copa grande y amplia, con forma acampanada en la parte superior permite la correcta oxigenación de vinos jóvenes y viejos. Mide unos 245 mm de alto y también existe el modelo Burdeos Gigante que mide 270 mm.

 

  • Copa  Borgoña. Para vinos tintos. Aún más amplia que la de Burdeos, su forma abombada permite que el vino pueda girar con soltura y que los aromas se liberen; también podemos usarla para todo tipo de vinos tintos. Tiene una altura de unos 245 mm.

 

  • Copa de vino blanco. Para vinos blancos. Su forma es parecida a la Burdeos, pero con el cáliz más pequeño y el tallo más alto para así evitar que se caliente el vino cuando la cogemos. El vino blanco no precisa tanta oxigenación por lo tanto estas copas no son tan amplias. Tiene una altura de unos 260 mm.

 

  • Copa Chardonnay. Para vinos blancos. Con un tallo también alto, tiene un cáliz más ancho y abombado que la copa de vino blanco estándar. Se usa para que los vinos blancos más afrutados expresen toda su frescura. Mide unos 210 mm de alto.

 

  • Copa de champagne. Para vinos espumosos (champagne, cava o espumoso). También se la conoce como Flauta. Su diseño alargado y fino nos permite apreciar bien los rosarios de burbujas de estos vinos, además impide en gran medida que éstas se escapen. A diferencia de las otras copas, ésta  debe llenarse tres cuartas partes. Mide aproximadamente 245 mm.

 

  • Copa de jerez. Para vinos de Jerez. Es más pequeña que las demás, mide unos 166 mm de alto. Su forma cónica ayuda a concentrar todo el aroma que estos vinos desprenden, aunque pensamos que están más destinadas a sacar los defectos que el vino pueda tener y no a su disfrute.

 

  • Bodegas Lecea en México

    Telefono:
    81 1395 5511
    e-Mail:
  • Noticias

  • Redes Sociales